Unión Preciosa

UNA COLECCIÓN DE CARTIER

MARÍA DEL PILAR GARCÍA //FOTOS: ©MAISON VALENTINA

2019-08-16T07:00:00.0000000Z

2019-08-16T07:00:00.0000000Z

Empresa Editora El Comercio

https://beta.peruquiosco.pe/article/281865826293476

Belleza & Estilo

Cartier une materiales atrevidos y creativos —piedras preciosas y piedras ornamentales— en un equilibrio perfecto en su nueva colección Magnitude. La firma joyera logra que distintas gemas conversen en un diálogo que revolotea entre la opacidad y la transparencia, lo mineral y lo precioso y los colores puros y los matices brillantes. Con formas originales, el diseño de la colección se traduce en un juego de líneas, ritmos rotos y movimientos fluidos. En el colgante Aphélie, de oro rosa, un cuarzo rutilado de color marrón dorado fascina por su profundidad y efecto de transparencia. Con borlas articuladas dispuestas en motivo de rayos de sol, su paleta de colores fluye entre toques de coral, diamantes rosados y ónix, que resalta el relieve y crea perspectiva. En la colección Magnitude de Cartier, el collar Theía se estructura alrededor de un conjunto de siete esmeraldas colombianas redondas. Estas delicadas gemas se ubican dentro de adornos de cristal de roca mientras se combinan en una reverberación on dulante. El reverso de la joya tiene facetas a lo largo creando una geometría e ilusiones ópticas inspiradas en los códigos del arte cinético, desde los colores hasta la transparencia. Contrastando el verde con el negro del ónix, el colgante puede quitarse y ser usado como un broche o en una cadena. Por su parte, la pieza Équinoxe se encuentra dentro de una nebulosa de diamantes amarillos, naranjas y blancos, zafiros amarillos y lapislázuli. La armonía de color de las piedras se dispone en rígidas ráfagas alrededor de un zafiro, cuyo brillo ilumina toda la pieza. Además, el collar Yuma captura las variaciones del sol en una paleta de diamantes que van del amarillo dorado al marrón. Sus cortes y tonos brillantes amplifican el efecto deslumbrante y las líneas gráficas del diseño acentúan su efecto radiante. La colección Magnitude de Cartier se completa con el reloj secreto Soreli, en cuyo centro se halla un cuarzo rutilado flanqueado por diamantes en forma de cometa y talla brillante. Aludiendo a las pulseras en estilo Art Deco, al tocar un pequeño botón de la pieza, la tapa se abre hasta la mitad y luego se levanta para revelar el dial del reloj. Finalmente, el brazalete Zemia se compone de zafiro azul y púrpura, granates y diamantes y, en su centro, un ópalo. El poder de la gema establece el tono de toda la joya, que posee una armonía de colores terrosos con un toque de electricidad. Animada para dispositivos móviles, está pieza es una impresionante proeza de la joyería

es-pe